2 Mar 2015 | Noticias

El combate a la impunidad debe ser eje de la reunión de los presidentes centroamericanos con Biden

Washington, D.C.—El Vicepresidente de Estados Unidos Joe Biden viaja hoy a Guatemala para reunirse con los presidentes de Guatemala, Honduras y El Salvador para discutir cómo Estados Unidos puede ayudar a estos gobiernos a hacerle frente a los niveles endémicos de violencia y a la falta de gobernabilidad y oportunidades económicas, problemas que promueven la migración en la región.

La visita del Vicepresidente Biden sucede al mismo tiempo que Guatemala contempla la extensión del mandato de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), uno de los mecanismos más importantes que combaten hoy en día la corrupción y el crimen organizado en Guatemala.

“Las investigaciones de la CICIG han demostrado que el sistema de justicia de Guatemala puede funcionar incluso en contra de aquellos que en algún momento fueron considerados intocables”, dice Adriana Beltrán, coordinadora del programa de seguridad ciudadana de la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA). WOLA remarca que entre los logros de la CICIG, está el haber llevado a la justicia a un ex presidente, un ministro del interior y muchas otras personas de alto perfil con vínculos a redes de corrupción y criminales.

Durante la visita, el vicepresidente Biden hablará sobre un posible paquete de asistencia económica de mil millones destinados a hacerle frente a los factores subyacentes que han contribuido a que Centroamérica sea una de las regiones más violentas del mundo.

“La capacidad de los grupos criminales para evitar el arresto y enjuiciamiento es uno de los principales obstáculos que impiden mejorar la seguridad y el estado de derecho en estos países”, dice Beltrán. “El éxito del paquete de asistencia de Estados Unidos depende de que los gobiernos centroamericanos estén firmemente comprometidos a erradicar la profunda corrupción, la impunidad generalizada y la falta de rendición de cuentas que han impedido el progreso”, afirma Beltrán.

El mandato de la CICIG expira este septiembre y su renovación está actualmente bajo consideración. “La extensión del mandato de la CICIG demostraría que Guatemala está comprometida a combatir la corrupción y  la infiltración de las redes criminales en las agencias estatales”, dice Beltrán.

A medida que el gobierno de Obama y los gobiernos del Triángulo Norte discuten cómo pueden trabajar juntos para construir instituciones más eficaces y luchar contra la corrupción y las redes criminales, la renovación del mandato de la CICIG es oportuna, adecuada, e incluso necesaria. “La CICIG es una contribución complementaria e indispensable en la lucha contra la corrupción y el crimen organizado, lo cual es uno los objetivos clave del paquete de ayuda propuesto en Estados Unidos. Estados Unidos y Guatemala deberían de usar la visita de Biden para dialogar sobre cómo seguir apoyando a la CICIG”, concluye Beltrán.

###

Contacto:
Kristel Mucino
Directora de Comunicaciones
+1 (202) 797-2171
[email protected]