WOLA: Advocacy for Human Rights in the Americas
21 Oct 2016 | Pronunciamiento de WOLA

La paralización del referendo revocatorio en Venezuela es un retroceso peligroso

Decisión del CNE va en contra de las normas jurídicas, y contribuye al aumento de tensiones

Washington, D.C.— El 20 de octubre, el Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela suspendió el siguiente requisito en el proceso de referéndum revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro, paralizando de forma indefinida la recolección de firmas que se había fijado para 26-28 de octubre.

El anuncio del CNE representa un grave retroceso para la democracia en Venezuela. La decisión se basó en el proceso judicial de tribunales penales en cuatro distritos diferentes del país que simultáneamente emitieron decisiones contra el avance del proceso. Sin embargo, estos tribunales no tienen autoridad legal sobre el CNE, y la autoridad electoral no tiene ninguna obligación constitucional de respetar estas decisiones.

[bctt tweet=”El anuncio del CNE representa un grave retroceso para la democracia en #Venezuela.” username=”WOLA_org”]

Como ha señalado WOLA (la Oficina de Washington para América Latina), el derecho que tiene el pueblo de escoger a sus líderes y ejercer contraloría sobre ellos es un derecho humano fundamental, y el CNE tiene el deber de garantizar que los venezolanos tengan la oportunidad de participar en un proceso de referendo revocatorio oportuno, bien organizado y de acuerdo con la constitución venezolana. La suspensión de la recolección de firmas representa una desviación alarmante de este deber.

El anuncio del CNE también contiene un llamado  al “diálogo nacional” como mecanismo para preservar la paz y la estabilidad, una referencia al diálogo facilitado por actores internacionales entre el gobierno venezolano y la oposición. Esto parece un intento de presentar el diálogo como una alternativa al referendo revocatorio y por lo tanto sirve para deslegitimar esas conversaciones. El diálogo es absolutamente necesario en Venezuela para superar la crisis política y económica que se está profundizando en el país, pero este proceso debe ser considerado como independiente del proceso revocatorio.

WOLA insta al CNE a revertir la suspensión del proceso de recolección de firmas en Venezuela.