20 Jun 2017 | Análisis

Sociedad civil alerta sobre crisis humanitaria de migrantes haitianos

Los días 25 y 26 de mayo, WOLA se unió a representantes de organizaciones de cooperación internacional, universidades, organizaciones de derechos humanos, organizaciones migratorias y la sociedad civil de Haití, Estados Unidos, México, Colombia, Brasil, Chile, Ecuador, y Canadá en Cartagena para trabajar conjuntamente y hacer un llamado sobre la crisis humanitaria de la población migrante haitiana en la región

Las organizaciones participantes promulgaron una declaración conjunta instando a los Estados a abordar la situación humanitaria y a proteger los derechos de los ciudadanos haitianos en las Américas. Según el documento, la sociedad civil de la región declaró que:

  1. De cara a los compromisos adquiridos por los Gobiernos en el mundo en la Declaración de Nueva York 2016, postulamos a Haití como país especial para la agenda del Pacto mundial de migrantes y refugiados y a los afrodescendientes haitianos como sujetos de protección especial en casos específicos en el marco del Decenio Internacional para los Afrodescendientes (2015-2024) de las Naciones Unidas.
  2. Expresan profunda preocupación por las políticas regresivas en materia migratoria hacia los haitianos.
  3. Recuerdan a la comunidad que ningún migrante es ilegal y es deber de los Estados de proteger los derechos de los migrantes.
  4. Invitan al nuevo Gobierno de Haití a tener un papel proactivo frente a la protección de los derechos de sus connacionales, a apoyarlos a través de sus cuerpos consulares y facilitar la documentación para una migración digna y respetuosa de sus derechos humanos.
  5. Reconocen las buenas prácticas de América del Sur en materia de regularización, integración y acogida de migrantes como el caso de Brasil (regularizó la situación de más de 80 mil haitianos). Instan a continuar con estas prácticas, reforzarlas y promover su extensión en la región.
  6. De manera urgente solicitan una mayor temporalidad del TPS (Temporary Protected Status) en los Estados Unidos, acompañada de soluciones de mediano y largo plazo que no conlleven a la deportación ni al retorno NO voluntario de los 60 mil migrantes haitianos en situación de limbo jurídico.

Luego del encuentro en Cartagena, las organizaciones reunidas se comprometieron en la construcción de una agenda común y una red continental para hacer incidencia y seguimiento a las acciones de los Estados en materia migratoria desde un enfoque de derechos.

Ver declaración acá

VER ECLARACIÓN EN INGLES

Ver declaración en frances